Aikido por la Paz

El punto de partida de la cooperación social de “Aikido por la Paz” radica en una problemática mundial muy compleja que abarca una realidad social muy injusta. La consecuencia de esta situación es la falta de expectativas de vida dignas de un alto porcentaje de la población (Tercer Mundo), incapaz por ella misma de sobrevivir a esta realidad. Por una parte, un sector desprotegido que sufre el abandono y el desamparo como son los ancianos y niñ@s que por ellos mismos son incapaces de sobrevivir a esta situación de desamparo.

Por otra parte, un alto porcentaje de la población atrapada en un deficiente sistema educativo y sanitario, que genera un índice de alfabetización y asistencia socio-sanitaria claramente insuficientes que no les permite salir del círculo de pobreza extrema por ellos mismos.

“Aikido por la Paz” trabaja en el ámbito de cooperación y desarrollo social, colaborando en prioridades esenciales como ayuda puntual sanitaria-alimentaria y en el desarrollo de proyectos educativos y escolares que permitan mejorar la educación y escolarización para que sea el medio para adquirir, compartir y trasmitir conocimientos que les permitan por ellos mismos desarrollarse culturalmente y socialmente.

Aparte de una desigualdad económica, hay una marginación racial a las personas que pertenecen a los pueblos indígenas de la Amazonía, porque es una cultura y una manera de pensar y de enfrentar la vida, diferente a lo que llamamos “civilización”.
Estamos convencidos que el desarrollo de los pueblos pasa, necesariamente, por mejorar la educación al hacer de ella el medio para adquirir, compartir y transmitir conocimientos, capacidades y habilidades.

Anuncios